miércoles, 25 de noviembre de 2015

Prevención de riesgos laborales: la responsabilidad penal, civil, administrativa y laboral en materia de Seguridad Social (I)



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

El artículo 42 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales recoge que el incumplimiento empresarial de obligaciones en sede de prevención de riesgos laborales da lugar a: responsabilidad administrativa; responsabilidad civil; responsabilidad penal; recargo de prestaciones; y responsabilidad laboral -como indica el artículo 50 del Estatuto de los Trabajadores-.

Responsabilidad y Derecho laboral

- Incumplimiento de obligaciones en sede de prevención de riesgos laborales: responsabilidades sometidas a normas de diversas índole


En el ámbito de la prevención de riesgos laborales conviven diversos tipos de responsabilidades sometidas a normas de diferente índole, que imponen diversas sanciones. Dada la importancia del bien jurídico protegido y la frecuencia de vulneración normativa, cobran suma importancia estos mecanismos indemnizatorios y sancionadores. La Ley de Prevención de Riesgos Laborales no puso orden en este caos, existiendo un claro problema de coordinación entre las diversas vías. En principio, estas responsabilidades resultan compatibles entre sí, aunque cabría tener en cuenta el principio “nos bis in idem”, que influye en todo el ordenamiento.

- El principio non bis in ídem en este ámbito


El artículo 3.1 del Texto Refundido de la Ley sobre Infracciones y Sanciones en el Orden Social nos concreta un poco más como se materializa el principio non bis in ídem en este ámbito:

“No podrán sancionarse los hechos que hayan sido sancionados penal o administrativamente, en los casos en que se aprecie identidad de sujeto, de hecho y de fundamento”.

La actuación sancionadora de la administración cede ante la actuación de los tribunales, y no podrá reanudarse hasta que no se hayan pronunciado éstos.

Si la jurisdicción estima la existencia de delito o falta, no cabe sancionar administrativamente. Caso contrario, la Administración debe respetar, en su actuación posterior, los hechos declarados probados en el orden jurisdiccional penal, siendo, por tanto, “subsidiaria” la sanción administrativa a la penal. La sentencia penal absolutoria no vincula al orden social o civil, salvo por la inexistencia de los hechos juzgados o la no participación del sujeto en los mismos.

- Responsabilidad civil y recargo de prestaciones


En cuanto a la responsabilidad civil (indemnización con fundamento de la compensación del daño), es compatible con las demás, así como con el recargo de prestaciones, al no tener como fundamento la sanción.

----------

Alberto Freire
Alberto Freire es graduado en Derecho por la Universidad de Cádiz.